SANTA MARIA, MADRE DE DIOS

SANTA MARIA,

MADRE DE DIOS

 

«María conservaba todas estas cosas,

meditándolas en su corazón».

«Los pastores se volvieron dando gloria y alabanza a Dios

 por todo lo que habían visto y oído;

 todo como les habían dicho».

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.